martes, 11 de junio de 2013

Personajes Queribles: Hoy "MAMA ANTULA"

Sor Antonia de San José llegó desde Santiago del Estero a Buenos Aires en 1779.
Pero lo más extraño fue que llegó a esta ciudad descalza, con una cruz de madera en las manos, exhortando por las calles a la penitencia e invitando al retiro de ejercicios espirituales a quien pasara delante de ella.
Algunos la tomaron de "loca" o "bruja". Tal es así, que hasta fue apedreada por unos niños al llegar.

Ella se refugió en la Iglesia del Pilar y aquí le surgieron más inconvenientes. El virrey Vertiz, se opuso a que Antonia abriese una casa para ejercicios espirituales y el Obispo porteño queriendo probar su espíritu, intentó frenar su idea durante nueve meses poniendole pruebas. Resistió a todos los palos en la rueda, y tiempo después, logró su cometido.

En 1780 "Mamá Antula" como se la conocía familiarmente, comenzó a dar ejercicios espirituales a 20 personas. En poco tiempo, llegó a calcularse que asistían a sus pies unas 15.000 almas.

La casa de ejercicios, fundada en 1793, se levanta actualmente en Av. Independencia 1190-94 y guarda los restos de esta mujer casi desconocida por el común de los porteños, que se enfrentó a todo por un "loco" ideal.

1 comentario:

  1. desconcia esto , como lo del termino Fiaca.Gracias por postearlo.

    salu2

    ResponderEliminar

Introduce tu comentario....

martes, 11 de junio de 2013

Personajes Queribles: Hoy "MAMA ANTULA"

Sor Antonia de San José llegó desde Santiago del Estero a Buenos Aires en 1779.
Pero lo más extraño fue que llegó a esta ciudad descalza, con una cruz de madera en las manos, exhortando por las calles a la penitencia e invitando al retiro de ejercicios espirituales a quien pasara delante de ella.
Algunos la tomaron de "loca" o "bruja". Tal es así, que hasta fue apedreada por unos niños al llegar.

Ella se refugió en la Iglesia del Pilar y aquí le surgieron más inconvenientes. El virrey Vertiz, se opuso a que Antonia abriese una casa para ejercicios espirituales y el Obispo porteño queriendo probar su espíritu, intentó frenar su idea durante nueve meses poniendole pruebas. Resistió a todos los palos en la rueda, y tiempo después, logró su cometido.

En 1780 "Mamá Antula" como se la conocía familiarmente, comenzó a dar ejercicios espirituales a 20 personas. En poco tiempo, llegó a calcularse que asistían a sus pies unas 15.000 almas.

La casa de ejercicios, fundada en 1793, se levanta actualmente en Av. Independencia 1190-94 y guarda los restos de esta mujer casi desconocida por el común de los porteños, que se enfrentó a todo por un "loco" ideal.

1 comentario:

  1. desconcia esto , como lo del termino Fiaca.Gracias por postearlo.

    salu2

    ResponderEliminar

Introduce tu comentario....